Metodología SCRUM para tus colaboradores: Un antes y un después

¿Qué es un SCRUM?

Aprende a lograr un mejor rendimiento en tus flujos de trabajo gracias a la metodología Scrum.

¿Qué es un SCRUM?

SCRUM, brevemente, es una metodología ágil para desarrollar productos y servicios innovadores. Hoy en día, es un estándar de la industria y tanto grandes empresas como pequeños emprendimientos están adoptándolo progresivamente. Es muy posible que en este punto ya hayas escuchado o leído sobre esta metodología, y si no, muy pronto sabrás sobre ella. 

¿Qué es un SCRUM?

¿Dónde se aplica SCRUM.?

Muchas personas piensan que SCRUM es una metodología que se aplica principalmente a empresas grandes, pero, por el contrario, se puede aplicar en una gran cantidad de escenarios posibles, por ejemplo:

  • En el desarrollo de software
  • Productos multimedia
  • Sitios web
  • Aplicaciones.

También puede utilizarse dentro de emprendimientos o "start-ups", porque aprovecha al máximo los recursos con un mínimo de inversión.

 

En proyectos muchos más complejos como, empresas grandes o proyectos que necesiten una gran cantidad de elementos, podemos verlo tambiénimplementado aplicando los principios de mejoramiento continuo.

 

Es posible verlo aplicado a nivel de servicios, por ejemplo, en elementos en los cuales intervengan clientes.¿Por qué? especialmente porque nos va a permitir madurar productos ante escenarios que nosotros desconocemos. 

¿Cuál es su principal característica?

Entre las características que podemos destacar de SCRUM, tenemos que: 

  • Tal vez la característica que más se destaca y una de las más relevantes de esta metodología es el trabajo en equipo. Dentro del SCRUM, lo más importante es el talento del equipo que está desarrollando el proyecto y que los aprovechemos al máximo.

 

Conoce aquí5 procesos claves de la gestión del talento humano

¿Qué es un SCRUM?
  • Es un sistema de trabajo en paralelo, es decir, no se trabaja en  proyectos con un esquema en cascadas (tenemos un proyecto en el cual comenzamos desarrollando una idea. Luego, pasamos a una etapa desarrollo, después programación, luego marketing, control de calidad y al final llega al usuario).

Por el contrario, con esta metodología desarrollamos un proyecto en paralelo en el cual todos los involucrados (los diseñadores, programadores, las personas de marketing, la gente de control de calidad), estarán relacionados en la creación de un producto al mismo tiempo, un producto que será funcional.

 

Esto nos llevará a otra de sus características, los ciclos cortos. 

¿Cuánto tiempo me toma?

En SCRUM siempre se trabaja dentro de ciclos relativamente cortos que pueden ser de dos a tres semanas y todos estos ciclos permitirán ir creando un proyecto. 

Siempre se estará implementando entre todos los miembros del equipo un nuevo proyecto cada cierto ciclo. Esto permitirá tener mejoras constantes dentro del producto y también estar entregando constantemente un producto funcional.

¿Qué es un SCRUM?

Precisamente por eso es que se enfoca en la entrega de resultados. A diferencia de muchas otras metodologías donde hay plazos interminables, en Scrum, se trabaja con ciclos cortos y por ende resultado funcional dentro de poco tiempo. 

SCRUM

El Scrum permite crear productos y servicios que se adapten a necesidades cambiantes.

Por ejemplo, cuando se desarrolla para un público masivo y no sabemos exactamente cuál será la reacción al producto, se podrá desarrollar interacciones rápidas sobre el producto, probar y sacar una solución rápida a las necesidades que pueden estar cambiando dentro de, los clientes o del público al que estemos dirigiendo nuestro producto. Esto nos lleva al concepto de mejora constante. 

¿Se hace diario?

 

El Scrum diario es, posiblemente, el más visible y fácil de recordar para todos los que participan del proyecto, porque su frecuencia es diaria, y es usualmente el punto de encuentro para el equipo completo. 

Parte de una premisa muy sencilla: una reunión de 15 minutos en total donde participan todos los miembros del proyecto y hablan de su estatus actual. Sin embargo, tiene una serie de características y sutilezas que debemos tomar siempre en cuenta para que esta pequeña reunión tenga el máximo efecto en nuestro equipo.

 

¿Hay un paso a paso?

Durante la reunión del Scrum debemos tener un formato muy específico de participación.



   1. Cada miembro del equipo de desarrollo debe tomar la palabra, y mientras sus compañeros escuchan atentamente, actualizarles sobre el estado actual de su trabajo. 

   
    2. La intervención de cada miembro debe responder a tres preguntas básicas:

  • ¿Cuál fue mi avance el día de ayer?
  • ¿Qué estoy planeando hacer el día de hoy?
  • ¿Qué problemas o bloqueos me impiden avanzar en mis objetivos diarios?

Cuando todos los miembros saben qué hace cada miembro del equipo, pueden planificar y coordinar sus tiempos de entrega o próximos avances. 


Te recomendamos 5 técnicas claves para administrar tu tiempo y el de tu equipo


    3. El Scrum diario debe llevarse a cabo, de preferencia, siempre a la misma hora y en un lugar con la menor cantidad de interrupciones posibles.

Si bien es imprescindible que los miembros del equipo participen de este ritual (porque son quienes mantienen el movimiento y el avance) esta reunión está abierta para cualquiera que desee conocer el estado del proyecto. Sin embargo, estas personas externas al proyecto de trabajo solo pueden ir en calidad de oyentes y no participar, para mantener la reunión acotada y no exceder el bloque de 15 minutos.


    4. El ciclo de trabajo finaliza con una retrospectiva donde los miembros del equipo reflexionan sobre las cosas que salieron bien, las que salieron mal y, en especial, buscar en conjunto cómo mejorar y evitar que esos errores se presenten nuevamente.

Conclusiones

 

En el proceso del SCRUM, se pueden mantener diferentes ciclos para poder llegar a un producto final. O, en el caso de una empresa grande, se sostienen constantemente estos ciclos sin un fin específico, procurando una mejoría constante sobre nuestros productos, y saber que al final de cada ciclo se tendráun producto cada vez mejor

 

El Scrum está diseñado para que podamos tomar una tarea muy compleja y extensa, la separemos en pequeños bloques, que trabajaremos, y todo el avance sea agregado finalmente al terminar cada ciclo, no sin antes tratar de aprender todo lo posible para adaptarse y evolucionar. 


De esta forma, no solo se descompone un problema particularmente complejo, sino que también en el proceso se genera aprendizaje, evolución y adaptación para que el equipo de trabajo que comienza el proyecto evolucione con él y al terminar posea mucho más conocimiento y experiencia.

Consigue aprovechar al máximo tu tiempo y el de tus compañeros, creando un entorno de trabajo en equipo mucho más eficiente y productivo

Suscribete a nuestro boletín de noticias


CURSOS

EMPRESAS

MAS

Descarga nuestra app

Image

Confían en nuestros cursos virtuales